MissBodas

Boda en Verano

En verano, el tema azul es una de las ideas para decorar una boda más recurrente. El cielo sera uno de los factores para que todo quede espectacular Y ello es así porque este color transmite en sí mismo una sensación de frescura. Las diferentes tonalidades de azules y el blanco se usan en todos los elementos de la decoración. Es aconsejable el uso de platos de vidrio transparente, para crear un ambiente lo más glaciar posible. Este cotexto debe ser complementado con pequeñas velas blancas y cintas de satén blanco y azul claro, que se pueden colocar en las sillas, en las servilletas, velas o hasta en la mesa. No hay que olvidar que, cuando se elige un tema, hay que aplicarlo a toda la boda: la tarta, el ramo de la novia, la flor del novio y la decoración del espacio de la ceremonia. Los elementos principales son los vidrios, las flores blancas y los satenes en azul-claro. Para los centros de las mesas pueden confeccionarse temas florales hechos con varias capas de flores blancas y azules; una buena posibilidad son las hortensias, abundantes en verano y que tienen unas tonalidades blancas y lilas muy armoniosas.

Ir a listado de Reportajes y Consejos